En su segundo año de ejecución se encuentra proyecto Deportivo y Ambiental, exclusivo para mujeres en Futaleufú

312

Durante este verano se está realizando en Futaleufú la segunda versión del programa Chicas al Agua que busca fomentar la participación femenina en la práctica de deportes fluviales como el kayak y formar nuevas líderes ambientales de la comuna.

Este programa es un proyecto articulado entre la Fundación Futaleufú Riverkeeper y las kayakistas de la zona, que tuvo su primera versión el año 2020. Nancy Moore, una de las impulsoras, coincide con el resto de las instructoras, en que el kayak ha influido notablemente en su proceso de construir confianza personal y generar el autoconocimiento que les permite florecer como mujeres en todos los aspectos de sus vidas. Esa fue una de las razones que les motivó a generar un espacio de comunión, que le diera la oportunidad de explorar este mismo tipo de experiencias a las jóvenes de Futaleufú.

El Programa 

Chicas al agua es una escuela de kayak para chicas de Futaleufú de entre 12 a 17 años que, considera actividades en la laguna Espejo y el río Espolón, donde se practican técnicas de remado, giro esquimal y otras actividades de entrenamiento físico como el yoga. Además, las chicas cuentan con espacios de conversación en los que se busca potenciar habilidades de liderazgo y reflexión, sumadas a los talleres ambientales, que pretenden entregar a las jóvenes conocimientos sobre ecología y conservación de ríos. 

En la primera versión, Futaleufú Riverkeeper fue a difundir el proyecto al Liceo de Futaleufú, desde donde se inscribieron las primeras 10 jóvenes potenciales kayakistas del Futaleufú. En este segundo año, todas regresaron para ser parte de esta clínica luego de un año de práctica continua y se incluyeron dos nuevas integrantes. La motivación para las jóvenes de la comuna, es variada y va desde probar algo nuevo, una oportunidad para conocer el río desde adentro, como un desafío personal o por el amor puro de estar en el agua disfrutando de los ríos. Para Rocío González, Directora ejecutiva de Futakeeper, existen varias barreras que las mujeres se encuentran a la hora de ingresar a los deportes extremos e históricamente existiendo programas para ambos géneros, la participación ha sido mayoritariamente masculina. Por esto, Chicas al Agua facilita espacios para mujeres que les permita fortalecer habilidades blandas como la confianza personal, autoestima, compañerismo, solidaridad y responsabilidad con el cuidado del medio ambiente. 

Colaboradores

Lo que busca Chicas al agua, así como la mayoría de los proyectos de Fundación Futaleufú Riverkeeper, es congregar en torno a la conservación de los ríos. Por ello, la colaboración es la clave para la permanencia de estas iniciativas. Este año, ha destacado el apoyo de la marca NRS -de equipamiento de kayak- y la Municipalidad de Futaleufú. Además, destacan emprendimientos locales y personas cuyo apoyo ha sido fundamental como Hostal Las Natalias, Kriminal Kayak, Café Mandala, CondorFu, Bochinche Expediciones, entre otros. Junto con el esfuerzo y compromiso de las instructoras voluntarias que entregan sus conocimientos a estas nuevas generaciones, el proyecto Chicas al Agua es resultado de una serie de sinergias que confluyen en la convicción por promover espacios de desarrollo personal y apego para las jóvenes de Futaleufú. Sumado a esto, Rocío destaca la diversidad cultural de las instructoras que le entrega una riqueza invaluable al intercambio de experiencias que se genera con las estudiantes.

Lydia Blanchet, instructora de Chicas al Agua, destaca este programa como una oportunidad única que se da en el territorio, siendo un espacio de desarrollo personal, para desafiarse personalmente, construir comunidad y conectarse con uno de los ríos más prístinos del planeta. “Esperamos conseguir recursos para darle continuidad al programa y así contribuir a formar, no sólo a las futuras kayakistas de Futaleufú de clase mundial, sino que además las próximas líderes ambientales que sean capaces de promover la protección de los ríos de la Patagonia” asegura Blanchet. 

Si quieres saber más sobre chicas al agua, te invitamos a revisar el documental de su primera versión LINK

Print Friendly, PDF & Email