En la comuna de Chaitén y a sus cortos 12 años falleció Francisca Barrientos Cadagan, la pequeña scout, estudiante, bailarina y quien era muy querida por su energía, alegría y gran corazón.

Francisca, después de dar una gran lucha a una complicada situación de salud, dejó este mundo el pasado jueves con un deseo muy claro y que conversó siempre con familiares; y que era el convertirse en donante de órganos, muestra de altruismo y gran ejemplo, para hacer el bien de manera desinteresada y solo por el interés de ayudar el día que le tocará partir.

Su deseo fue concedido por la familia, y sus órganos beneficiaron a cuatro pacientes y entre los cuales hay una menor de 8 años, que se encontraba a la espera de un hígado en la ciudad de Santiago.

El traslado de los órganos se logró gracias a la coordinación de la unidad Aeropolicial de Carabineros de Puerto Montt con la central de trasplantes.

La llegada de los restos de Francisca fueron recibidos y acompañados por toda la comunidad de Chaitén, donde es velada y también será sepultada.

elhuemul.cl

 

 

Compartir