Señor director: 
Aunque pocos lo saben, Fonasa realiza a diario una de las discriminaciones más arcaicas y grandes en temas de género, ya que impide la igualdad entre conyugues o convivientes para que ambos puedan ser carga del otro en la cobertura financiera de la salud. Es decir, como está la regulación hoy, el hombre no puede ser carga de la mujer. Les parece justo eso?
Pues bien, esa discriminación se revertirá de aprobarse la reforma anunciada por el Ejecutivo al sistema de Fonasa.
La iniciativa busca fortalecer Fonasa, servicio que atiende a cerca de 14 millones de persona, asegurando la prestación de salud en forma más oportuna; ampliando las coberturas de salud del sistema a coberturas de libre elección; mejorando la cobertura financiera, ampliando los montos para bonificaciones y, la ya mencionada eliminación de la discriminación de carga.
Y aunque aún nos falta mucho por avanzar, me alegra que el Gobierno se atreviera a innovar y a tratar de solucionar la gran deuda que se tiene el Estado con la salud pública del país.
Compartir