Pese al gran cambio en las vidas de las personas y todo lo que ha significado lo ocurrido en la Villa Santa Lucia, tanto para las familias, vecinos y equipos de trabajo, el espíritu de seguir en la búsqueda de las personas desaparecidas no decae obviando por momentos el cansancio emocional y físico.

Es por esta razón,y en beneficio propio de la salud de los funcionarios, que durante una de las muchas jornadas de trabajo realizadas por el equipo de logística y mando de la zona, se hizo un alto para continuar con las labores despejando por un lapso de 3 minutos la mente aunque el cuerpo sigue estando en el lugar.

En este contexto por ejemplo destaca la permanencia en el lugar del Director Regional de la ONEMI Alejandro Vergés, quien no se ha ausentando de la zona desde ocurrida la desgracia a excepción de solo 3 días y a diferencia de otros equipos de trabajos que han sido relevados cada 1 semana. A esto se suma también el trabajo presencial de funcionarios de distintos servicios y también de los voluntarios del Rancho de Cómidas, que hace solo un día dejaron el lugar con un sentir de pena, angustia y a la vez de satisfacción por haber apoyado durante 41 días a los voluntarios y personal del recinto, dejando sus fuentes laborales por ayudar y entregando jornadas completas gratuitas al servicio de los afectados y quienes necesitaron de fuerzas para continuar.

Por esta razón, y con el fin de distender un momento, y retomar con más fuerza las labores de búsqueda es que se realizó una pausa activa, momento de ejercicios de movilidad, esparcimiento y desconexión necesaria para cualquier ser humano que lleva en funciones más de 7 días continuos de trabajo, ya que esta actividad que no dura más que un par de minutos permite mejorar las relaciones con la comunidad, mejorar la moral de los trabajadores, mejora la capacidad de trabajadores  en el manejo del estrés y disminuye el nivel de conflicto en el trabajo.

Sobre las familias que retornaron a vivir en la zona

En Villa Santa Lucía son más de 20 las personas que están durmiendo en la zona, en sus hogares o de vecinos, cansados de esperar las respuestas a sus requerimientos y desconfiando que desde el Gobierno Central puedan obtener respuestas concretas en cuanto a la futura ubicación de la población (la cual esperan sea donde están) contar con una mejora en los bonos de enseres y de habitabilidad. Una de las grandes demandas y discrepancias con el Gobierno tiene que ver con que requieren algún tipo de ayuda, sostenida por el tiempo que sea necesario para generar o retomar sus emprendimientos y partir nuevamente con actividades que les generen sustentos para subsistir.

La familias están a la espera de la llegada del Intendente Regional al lugar en espera de respuestas más concretas de acuerdo a lo señalado en sus demandas.

Respecto de la búsqueda

Se trabaja directamente hasta que no quede nada el sector designado para búsqueda, en el cual de acuerdo a los indicios y estudios realizados, se encontrarían las 4 personas desaparecidas.

elhuemul.cl

Print Friendly, PDF & Email