Bolivia tiene derecho al mar?

618

anton  Anton Silva Reichart

  Abogado

Sobre las repercusiones de la resolución que tome el Tribunal de la Haya, he considerado importante señalar algunas apreciaciones históricas al respecto.

El Tratado de Paz y Amistad firmado por Bolivia y Chile el 20 de octubre de 1904 es un tratado de paz, con el fin de terminar el estado de guerra existente entre ambos países luego del estallido de la Guerra del Pacífico en el año 1879.

Recordemos que el 14 de febrero de 1879, tropas chilenas desembarcaron en el puerto boliviano de Antofagasta dando inicio a la Guerra del Pacifico que enfrentaría por varios años a Chile con Peru y Bolivia. Recién en 1884, Chile y Bolivia firmaron un pacto de tregua que pondría fin a las acciones armadas, mientras era negociado un tratado de paz definitivo, el cual ocurrió 20 años después.

El Tratado de Paz y Amistad en general dejaba a la República de Bolivia sin acceso al océano Pacífico propiamente tal. El tratado además incluye una serie de cláusulas con el fin de suplir la carencia de una salida marítima soberana, dentro de las que se destacan la obligación de Chile de construir un ferrocarril entre Arica y La Paz, la concesión de créditos, derechos de libre tránsito hacia puertos en el Pacífico y el pago de 300 mil libras esterlinas como compensación, lo cual fue efectuado por Chile.

En la actualidad No existen relaciones diplomáticas entre Bolivia y Chile y las disposiciones del tratado se han acatado, sin embargo desde fines del siglo XX, Bolivia se ha planteado la posibilidad de objetar el tratado.

Siendo por lo tanto un tratado bilateral, el cual fue ratificado por ambos congresos, da pie a la postura chilena en el proceso judicial seguido ante la Corte de la Haya, que señala que “es un problema bilateral, que debe ser solucionado por ambos países”, por lo que la Jurisdicción y competencia de una Corte Internacional no se ajusta a derecho.

Recordemos que Bolivia si tiene acceso al mar. Mediante puertos ubicados en Chile (Antofagasta principalmente) en donde tienen diversas franquicias aduaneras y paso libre para las mercaderías que van a territorio Boliviano.

Por lo anterior, consideramos que la postura Boliviana, no se ajusta a derecho y atenta contra las mismas normas del tratado de paz y amistad, ya que no es propicio estar modificando tratados unilateralmente por argucias legales que no tienen fundamentos dentro del derecho Internacional. Si fuese tal, Chile entonces podría incluso tratar de impugnar los Tratados Firmados y ratificados con Argentina, o ellos a nosotros por el Canal Beagle, lo cual no hace, por que Chile si cumple con los compromisos firmados internacionalmente.

La aspiración Boliviana por tanto no puede ser objeto de una sentencia por un órgano jurisdiccional Internacional, porque por una parte no tiene competencia para conocer de estos asuntos, y por otra parte y quizás la más importante, Chile ha cumplido a cabalidad con las obligaciones que le imponía el tratado del año 1904.

Print Friendly, PDF & Email